El Trastorno psicótico compartido o folie à deux (literalmente "locura compartida por dos") es un raro síndrome psiquiátrico en el que un síntoma de psicosis (particularmente una creencia paranoica o delirante) es transmitida de un individuo a otro. El mismo síndrome compartido por más de dos personas puede llamarse folie à trois, folie à quatre, folie à famille o incluso folie à plusieurs (locura de muchos).

Se denominan como Trastorno Psicóticos aquellas patologías en las que se presenta síntomas psicóticos como principal característica. La psicosis es un trastorno mental mayor, de origen emocional u orgánico, que produce un deterioro de la capacidad de pensar, responder emocionalmente, recordar, comunicar e interpretar la realidad.

El trastorno esquizoafectivo es un diagnóstico psiquiátrico de una enfermedad neurobiológica. Describe una condición donde tanto los síntomas de un trastorno de ánimo como los síntomas de la esquizofrenia están presentes. Una persona puede manifestar deterioro en la percepción o expresión de la realidad, más comúnmente en la forma de alucinaciones auditivas, delirios paranoides o extraños o habla y pensamiento desorganizados, además de una manía discreta o episodios depresivos mixtos en el contexto de disfunción social u ocupacional significativa. Normalmente, el trastorno empieza en la adultez temprana, aunque raramente ha sido diagnosticada en la infancia (antes de los 13 años). El trastorno esquizoafectivo es más común en mujeres que en hombres. A pesar de la gran variedad de síntomas, el curso de la enfermedad es más episódica y tiene en conjunto un resultado más favorable (prognosis) que la esquizofrenia.

El Trastorno delirante es una enfermedad mental psicótica que incluye mantener una o más ideas delirantes en ausencia de cualquier otra psicopatología significativa. En particular, la persona con trastorno delirante no ha cumplido nunca los criterios para la esquizofrenia y no tiene alucinaciones marcadas, aunque pueden estar presentas alucinaciones táctiles u olfativas si éstas están relacionadas con el tema del delirio.

El Trastorno esquizofreniforme se caracteriza por la presencia de los síntomas de criterio A de la esquizofrenia. Estos incluyen: delirios, alucinaciones, discurso desorganizado, comportamiento desorganizado o catatónico, y síntomas negativos. El trastorno - incluyendo sus fases prodrómica, activa y residual - dura más de 1 mes pero menos de 6 meses.

↓↓↓↓↓↓Descargar↓↓↓↓↓↓